La Escuela

Queridas familias de nuestra Escuela infantil:

Este espacio nació con la inquietud de ser un canal más de información, aceptando el compromiso de hacerles llegar todas las novedades en lo concerniente a las actividades de nuestro jardín. Espero que lo lean y que les guste.

Contamos con ustedes para que entre todos logremos hacer de este espacio una herramienta útil que nos permita relacionarnos más y mejor, pensando en convertirnos en una sociedad participativa y solidaria que facilite el crecimiento y la formación de nuestros hijos.

¿Qué encuentra el/la niño/a en el Jardín de Infantes?
Igualdad de oportunidades
Un medio físico que satisface sus necesidades de juego
Un equipo docente que lo inicia en forma sistemática en el proceso de enseñanza-aprendizaje
Atención para detectar cualquier tipo de desadaptación o problema y orientar a la familia
Complemento de la acción del hogar en la adquisición de hábitos, actitudes y el desarrollo de aptitudes y destrezas
Posibilidades de ampliar y desarrollar su lenguaje y expresión oral
Participación en un medio social más amplio que lo pone en contacto con sus pares y otros adultos
Ocasiones para HABLAR, PENSAR y CREAR
¿Qué pide el/la niño/a al Jardín de Infantes?

Si eso fuera posible y no mera fantasía recordando la famosa frase de María Montessori, el niño pediría a su maestra: “Enséñame a hacerlo solo”.
Muchas gracias;

La dirección.

 

Proyecto educativo

OBJETIVOS INSTITUCIONALES

Brindar una formación de acuerdo a las características de la etapa en que atraviesan los/las niños/niñas.
Lograr integrar la institución en la comunidad en la que está inserta.

OBJETIVOS GENERALES

Procurar el desarrollo armónico de los diferentes aspectos de la personalidad.
Que el/la niño/niña crezca, estableciendo un vínculo placentero con el aprendizaje.
Que sea un individuo creativo.
Que se integre socialmente.
Que aprenda a manejarse autónomamente.
Que viva en contacto con la naturaleza.
Que desarrolle sus posibilidades motoras.
Que adquiera hábitos y costumbres que contribuyan al cuidado de su salud física, mental y emocional.
Que a través de fiestas o recordaciones se vaya configurando el sentido de nuestra nacionalidad.
Favoreceremos en los niños las oportunidades de libre expresión.

CONTENIDOS

MATEMÁTICAS
CIENCIAS SOCIALES
CIENCIAS NATURALES Y TECNOLOGÍA
PLÁSTICA
LENGUA
EXPRESIÓN CORPORAL
MÚSICA
EDUCACIÓN FÍSICA
COMPUTACIÓN
INGLES

Alicia Cogliatti
Directora

 

 

Atención Ob.SBA

Escuela infantil “El Payaso” brinda servicio por convenio con S.U.T.E.C.B.A.. Becas. Consúltenos.

 

Noticias y artículos desde el Gabinete psicopedagógico

La importancia del arte en el jardin de infantes

 

El arte desempeña un papel vital en la educación de los niños. El dibujo, la pintura, o el modelado constituyen un proceso complejo, en el cuál el niño reúne diversos elementos de su experiencia para formar un conjunto con un nuevo significado.

En este proceso de seleccionar, interpretar y reformar estos elementos, el niño da algo mas que un dibujo o una escultura, proporciona una parte de si mismo: como piensa, como siente y cómo se ve. Para el arte es una actividad dinámica y unificadora.

Darle al niño la oportunidad de crear constantemente con sus conocimientos actuales es la mejor preparación para su futura capacidad creadora.

Por lo tanto el desarrollo mental depende de una variada relación entre el niño y el ambiente; esta relación es un ingrediente básico para llevar a cabo una experiencia de creación artística.

El desarrollo de la sensibilidad perceptiva debería, pues convertirse en una de las partes mas importantes del proceso educativo. Pero salvo en las artes, los sentidos parecen estar destinados a que se los ignore. Cuanto mayores sean las oportunidades para desarrollar la sensibilidad y una mayor capacidad de agudizar todos los sentidos, mayor será la oportunidad de aprender.

La educación artística, como parte esencial del proceso educativo, puede ser muy bien la que responda por la diferencia que existe entre un ser humano creador, y sensible y otro que no tenga capacidad para aplicar sus conocimientos, que no disponga de recursos espirituales y que encuentre dificultades en su relación con el ambiente.

En un sistema educacional bien equilibrado, en el cuál se acentúe la importancia del desarrollo integral, la capacidad intelectual, los sentimientos y las facultades perceptivas de cada individuo, deben ser igualmente desarrolladas, con el fin de que su capacidad creadora potencial pueda perfeccionarse.